Grupos de reflexión: un espacio para el cambio compartido

 

Eso es el aprendizaje. Usted entiende algo de repente y entiende toda su vida pero de una forma nueva. (Doris Lessing)

¿Cuántas personas viven cada día múltiples malestares debido a situaciones o relaciones laborales difíciles? ¿Cuántas personas querrían finalizar relaciones amorosas no gratificantes pero vuelven una y otra vez al mismo lugar? ¿Cuántas personas se quedan atrapadas en la angustia de rupturas o pérdidas no deseadas?  ¿Cuántas veces las relaciones familiares nos producen dolor y no damos con la clave para salir de dinámicas estériles aún deseándolo?

Los grupos de reflexión, son espacios de ayuda para compartir malestares internos, repensar sobre los modos de enfrentarlos y explorar soluciones y respuestas diferentes de afrontamiento, en un marco de interacción grupal para la colaboración y cooperación mutuas.

Y ese proceso no tiene por ser “doloroso” aunque nos duela en el momento ver “eso” que en ocasiones negamos por distintos motivos. Ir descubriendo las claves que nos anclan en situaciones desgastantes, es el primer paso para comenzar a salir de ahí, lo que siempre resulta liberador y eso es motivo de alegría porque nos aporta bienestar y sentimiento de poder hacer cambios.

La interacción que se da en un espacio grupal bien dinamizado, genera una energía positiva para los cambios individuales y colectivos. La suma de miradas que aporta el grupo sobre la forma de percibir una situación determinada, nos aporta perspectiva y apertura en nuestros esquemas mentales y también emocionales.

Vivir esta experiencia con otras personas con las que no nos ata ningún condicionamiento previo y dentro de un espacio seguro y confiable donde mostrarnos y expresar sin temor a enjuiciamientos, nos libera y ayuda muy positivamente a transitar hacia esos cambios deseados. También, a disfrutar en el proceso al compartir emociones, temores, soluciones, risas y disfrute por momentos. O lo que es lo mismo: compartir la vida para poder vivirla con mayor plenitud.

Os invito a probar ¿qué podéis perder? Siempre tendréis la libertad de elegir estar o salir. ¿Os animáis?

Os dejo un link a la información detallada: grupos de reflexión

Compartir
Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Share on Google+0

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies